• Páginas

  • Categorías

  • Archivos

  • Anuncios

Aprovechar la ignorancia ajena.-

Corría la década de los setenta cuando el Legislador pensó en ciertos calificativos como cordial, reconstituyente, viejo y otros decidiendo que no deberían emplearse en el etiquetado de las bebidas derivadas de alcoholes naturales, prohibiendo su uso tajantemente.
En una ocasión visitando a uno de mis Clientes pasteleros, estuvimos hablando de uno de sus elaborados. Se trataba de una coca de tomate que argumentó estaba utilizando en su confección tomate natural. Siguiendo la conversación, explicó que el tomate lo compraba en grandes botes de hojalata y en la etiquetas decía tomate natural por lo que me tomé la libertad de aclararle que sus cocas de tomate, eran de tomate de conserva, lo que era de tomate natural era la conserva de tomate empleada.
Una publicidad televisiva de una fraudulenta multinacional, pregona estos días que vende pan natural, sin ser sancionada por los Servicios de Defensa contra Fraudes o de Calidad Alimentaria que le regalan su beneplácito. No se puede fabricar ni vender pan natural, el pan natural no existe, todo el pan es artificial, aunque reconozco que puede ser elaborado con harina de trigo natural, porque lo natural es el trigo.

Anuncios

Ofrecer un servicio en el siglo XXI.-

– Tío Julián, l’Internet no va!.
– ¡Che!, pero com que no va?
Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Le recordamos que la línea desde la que accede no está dada de alta en el servicio, pip, pip, pip, pip, pip, pip, Estem apanyats! Pero qué passa?. Si no he donat de baixa el servici telefónic, com diu que no està donà la línea d’alta?.
Día 3.- Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Diga su DNI que yo se lo repito. Diga su número de teléfono que yo se lo repito. Todos nuestros Agentes están ocupados. Le pongo la musiquita. Solo serán 35 minutos calentando el auricular con la oreja. Ha llamado usted a la hora de irnos a dormir, vuelva a repetir llamada mañana.
Día 4.- Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Diga su DNI que yo se lo repito. Diga su número de teléfono que yo se lo repito. Nosotros no sabemos nada, llame a la Telefónica. Dígame si está satisfecho con la respuesta. Gracias por haberse dejado atender. Solo nos hemos cachondeado de usted durante 90 minutos.
Día 5.- Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Diga su DNI que yo se lo repito. Diga su número de teléfono que yo se lo repito. Que dice que quiere contratar una línea con la Telefónica?. Nuestro sistema informático dice que su línea está desactivada. Llame a 1004. ¿Está satisfecho por el servicio?.
Día 6.- Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Diga su DNI que yo se lo repito. Diga su número de teléfono que yo se lo repito. Su número de teléfono no es válido, pip, pip, pip, pip, pip, pip, Estem apanyats!.
Día 7.- Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Diga su DNI que yo se lo repito. Diga su número de teléfono que yo se lo repito. Todos nuestros Agentes están ocupados. Le pongo la musiquita. Ha llamado usted al número de atención al Cliente, llame a 1004, pip, pip, pip, pip, pip, pip.
Día 17.- Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Diga su DNI que yo se lo repito. Diga su número de teléfono que yo se lo repito. Su número de teléfono no es válido, pip, pip, pip, pip, pip, pip.
Día 23.- Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Diga su DNI que yo se lo repito. Diga su número de teléfono que yo se lo repito. Si quiere hablar con el servicio telefónico marque el 1, Si quiere hablar con el servicio técnico marque el 2. Si quiere hablar con el servicio atención al cliente marque el 3. Si quiere contratar más servicios marque el 4. Si quiere contratar ADSL marque el 5. Si otro servicio marque el 9.
Día 30.- No ha marcado ninguna opción Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Si quiere hablar con el servicio telefónico marque el 1. Si quiere hablar con el servicio técnico marque el 2. Si quiere hablar con el servicio atención al cliente marque el 3. Si quiere contratar más servicios marque el 4. Si quiere contratar ADSL marque el 5. Si está hasta las narices de nosotros, marque cualquier número.
Día 40.- No ha marcado ninguna opción. Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Le recuerdo que esta llamada tiene un coste de 8 euros por establecimiento, 2 euros por desgaste del cable telefónico y 4 euros el minuto por su pérdida de tiempo, No obstante, recibirá una bonificación de 0’01 euros por no mostrar enfado. Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip.
Día 50.- Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Diga su DNI que yo se lo repito. Diga su número de teléfono que yo se lo repito. Si quiere perder su paciencia llame de nuevo. Pip, pip, pip, pip, pip, pip.
Día 57.- Pip pip pipip, pip pip pip. Piiip. Servicio de atención al Cliente. No puedo resolver la incidencia, le paso con otra persona. Pip, pip, pip, pip, pip, pip. Servicio de atención al Cliente. No puedo resolver la incidencia, le paso con otra persona. Pip, pip, pip, pip, pip, pip. Servicio de atención al Cliente. No puedo resolver la incidencia, le paso con otra persona. Pip, pip, pip, pip, pip, pip. Servicio de atención al Cliente. No puedo resolver la incidencia, le paso con otra persona. Pip, pip, pip, pip, pip, pip. Servicio de atención al Cliente. No puedo resolver la incidencia, le paso con otra persona. Pip, pip, pip, pip, pip, pip. Servicio de atención al Cliente. No puedo resolver la incidencia, le paso con otra persona. Pip, pip, pip, pip, pip, pip. Servicio de atención al Cliente. No puedo resolver la incidencia, le paso con otra persona. Pip, pip, pip, pip, pip, pip. He comprobado que su línea no admite 10 megas. Deberá contratar los servicios de otra compañía. Pip, pip, pip, pip, pip, pip.
Día 63.- Parece ser que en central telefónica del pueblo de Chert se han ido de vacaciones hasta los circuitos.
Día 128.- ¡GOL!, ¡GOOL!, ¡GOOOL!. Si alguien pensaba que había desparecido, estaba equivocado, simplemente no tenía acceso a la red por razones desconocidas, pero ya vuelvo a estar por aquí aunque con menos ganas que nunca y por supuesto, más envejecido.

Alojamiento gratuito o a cambio de …-

Es curiosa y variopinta la forma comercial de engañar a las personas con la esperanza de ganarlos como clientes y el desespero que se produce cuando el incauto pica en la chocolatina pero no muerde el anzuelo por haber puesto una tableta demasiado grande o ser la pescadilla demasiado pequeña, tanto, como que no le cabe entera en la boca.
Todos los dominios de Internet tiene su propietario, cosa comprensible por lógica racional, pero en cuanto al alojamiento de los espacios web, hay empresas que ofrecen de gratuitos con la intención de meterte publicidad y obtener unos beneficios que nunca se sabe el alcance de su cuantía.
Es principio básico y fundamental que cuando hablamos de negocio, hablamos de dinero, pero cuando se trata de aficiones, hablamos de voluntades y en el caso de Internet no es mi voluntad el hacer negocio, en Internet no compro ni vendo nada, por consiguiente, cualquier porcentaje de IVA aplicable siempre es nada, no en balde pertenezco al club del 0’0.

Del oficio de comerciante al aprecio del cliente.-

El Internet nos ofrece múltiples posibilidades para poder encontrar información al alcance de un solo clik del ratón, pero como en todas las actividades de la vida, afortunadamente, siempre hay un “pero” y en este caso, no se puede encontrar “todo” porque para poder encontrar “algo” primero ha tenido que existir “alguien” que lo hay publicitado.
Los publicistas son unos personajes con grandes estudios publicitarios y con más grandes recursos, especialmente en los tiempos actuales que cualquiera desde su casa, tiene acceso de forma inmediata a toda la información publicitada en la red de Internet, pero desgraciadamente no “todos” conocen el funcionamiento de los negocios por una razón tan simple cual es su ignorancia. Ignorancia, no de quien no sabe, cuando digo ignorancia, me refiero a la ignorancia de quien no quiere saber.
Para aprender a soplar la flauta, hay que soplar muchas veces la flauta mal soplada, escuchar nuestros malos soplidos y saber aprender a reparar y mejorar nuestros propios errores, para ello, no es suficiente con haber cursado estudios de nivel superior en marketing, sino que también es muy importante, la experiencia generacional que solo se obtiene en la escuela de la vida. ¡Ahí encontrarás la gran diferencia de ser el mejor en mi oficio!.

La visita cultural.-

Desde hace más de 100 años los Departamento del Estado encargados de controlar a los destiladores de licores y alcoholes han ordenado a su servicio de inspección girar visita por los establecimientos autorizados y desde la existencia de la democracia, se han sumado los Autonómicos, por lo que la expresión de visita es muy habitual y nunca causa extrañeza.
Durante el tiempo que empecé a visitar potenciales Clientes en la confianza de que me favoreciesen con la compra de mis destilados, me ocurrieron muchas anécdotas porque cada persona tiene su carácter e incluso el estado anímico varía según el día, por lo que aprendí pronto mi estrategia de venta, máxime cuando se suprimió la venta a granel de los licores y debía enfrentarme a la ilegal competencia de los clandestinos.
En alguna ocasión, especialmente cuando mi posible Cliente no me compraba, le invitaba a girar visita por la Destilería de Chert, pero apostillaba, ¡Visita Cultural!, observando como mi invitado elevaba las cejas poniendo cara de desconcierto y entonces aclaraba: Para conocer el proceso de la destilación y degustar los elaborados, con lo que el rostro se relajaba y aprovechaba para condicionar: Hago un examen muy difícil y pongo a todos un 4’9 y aclaro: En la parte teórica pregunto el color del Ron Blanco SEGARRA y apruebo con matrícula de honor, pero en la practica, aunque probar, prueban todos, aprobar, no apruebo a nadie, les pongo un 4’9 y dejo repetir. Se puede repetir de una copita de anís, también de ginebra, o de ron, o de brandy, o de absenta, o de todo, aunque repetir el curso entero no es aconsejable en el misma día, porque si quieres examinarte de todas las asignaturas, puedes pillar el sincope de la retina distraída.

Ofrecer o vender.-

Hay dos formas diferentes de entender el comercio, un árbol en el que florecen muchos y maduran pocos.
Los comerciantes que lo son de verdad, observan las tendencias de los consumidores que consumen de verdad y fabrican y comercializan aquello que los potenciales clientes de masas quieren comprar, la moda, la novedad, el boom, mientras los estudiosos de marketing, colaboran elaborando sus informes en base a los caprichos del momento, sabiendo que no se van a vender más que un determinado número de unidades de aquel competitivo producto.
Paralelamente a este mercado de masas, existe un reducido mercado sin valor comercial, cual es el de aquellos Personajes que no siendo Consumidores habituales, precisan para un determinado momento de su vida algo muy bueno, algo exquisito o algo diferente y buscan al fabricante o al elaborador capaz de ofrecer con el fruto de su trabajo y saber, el deleite exclusivo de aquellas pocas personas que lo saben apreciar.
Con este simple y elemental planteamiento comercial, es fácil comprender como en un pequeño pueblo del Maestrazgo como es Chert, continúe existiendo una tradición centenaria en la elaboración de licores por destilación de plantas silvestres recogidas y seleccionadas por el propio Julián Segarra durante los días correctos de su maduración en los montes del Maestrazgo, los destile conservando todas sus propiedades originales en el alambique de cobre calentado con fuego de leña de olivo en su destilería y los envejezca de forma natural en la quietud de los barriles de roble de su bodega para ofrecerlos a sus distinguidos y muy estimados Amigos.

Ofrecer o vender.-

Hay dos formas diferentes de entender el comercio, un árbol en el que florecen muchos y maduran pocos.
Los comerciantes que lo son de verdad, observan las tendencias de los consumidores que consumen de verdad y fabrican y comercializan aquello que los potenciales clientes de masas quieren comprar, la moda, la novedad, el boom, mientras los estudiosos de marketing, colaboran elaborando sus informes en base a los caprichos del momento, sabiendo que no se van a vender más que un determinado número de unidades de aquel competitivo producto.
Paralelamente a este mercado de masas, existe un reducido mercado sin valor comercial, cual es el de aquellos Personajes que no siendo Consumidores habituales, precisan para un determinado momento de su vida algo muy bueno, algo exquisito o algo diferente y buscan al fabricante o al elaborador capaz de ofrecer con el fruto de su trabajo y saber, el deleite exclusivo de aquellas pocas personas que lo saben apreciar.
Con este simple y elemental planteamiento comercial, es fácil comprender como en un pequeño pueblo del Maestrazgo como es Chert, continúe existiendo una tradición centenaria en la elaboración de licores por destilación de plantas silvestres recogidas y seleccionadas por el propio Julián Segarra durante los días correctos de su maduración en los montes del Maestrazgo, los destile conservando todas sus propiedades originales en el alambique de cobre calentado con fuego de leña de olivo en su destilería y los envejezca de forma natural en la quietud de los barriles de roble de su bodega para ofrecerlos a sus distinguidos y muy estimados Amigos.